domingo, 10 de febrero de 2008

Philippe Massard

Un doble tronco
que nace precisamente
de un solo punto.

8 comentarios:

Blue dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Blue dijo...

tu huella siempre deja estelas perfumadas en mi despertar. breves líneas con una profundidad que atrapan,. besos
Blue

Alejandra Atineos Poblete dijo...

parece que los amantes se separan, pero los unen las raices profundas de un verdadero amor.
gracias por tu comentario,sé que lo meresco, pero que dificil es cuando el resto no lo cree.. yo me amo y eso basta.
cariños
Ale

Lilit dijo...

Asi pasa con los seres humanos, parecemos separados pero en la base somos y venimos de lo mismo.
Grandes tus lineas

JayJa dijo...

En las raíces de un árbol
radica la fuerza de la vida
en las raíces de un tronco
salvaje y vigoroso
se unen las fuerzas de la sabiduría
en las hojas, toda la vida del Sol,
si tiene frutos, todo el manjaar de la naturaleza
y si no, todo el verdor de la esperanza
observar un arbol, es sentir que la vida esta viva
y si quieres guardar por siglos el nombre de un ser amado
solo tienes que gravarlo en el tronco de un árbol
y ahí, quedará el sello del amor...

Gracias por visitarme, saludos,

Jayja

Perséfone dijo...

Se dice que nuestra escencia es así, polar, doble y que negamos aquellos que no queremos com}nvirtiendolo en nuestra sombra. Para lograr ser felices deberíamos ser mas como este árbol y aceptarnos integramente.

Perséfone dijo...

Me gustaría me contarás mas de tu iniciativa, escribeme a mi correo (esta en mi página) y así te puedo responder mas directamente.

Mi abrazo.

Nelson dijo...

Dos troncos que son uno, o un tronco que es dos....mmm, igual lo hace a uno darle vueltas al asuntito
Buen blog, saludos
Nelson