viernes, 17 de abril de 2009

Hay Veces


Hay veces

que los deseos

se hacen solitarios,

tan solitarios

que ni el viento marino

los acompaña,

y vez flotar el alma

sobre el agua .

Hay veces que los silencios

son necesarios,

tan necesarios

que duele

encontrar voces

en los recuerdos

que duran años .



Hay veces

que nuestros sueños

vuelan tan alto

que se pierden

en los cielos

de los extraños .

Hay veces

que no quisiéramos

ni despertarlos . . .,

ni despertarlos

por temor a perderlos

y no encontrarlos .

J. Tocci - pma .


7 comentarios:

@Patrulich dijo...

Querido amigo, tu poema alcanza mi fibra más íntima, y te doy las gracias por él.

He visto flotar mi alma sobre el agua, he sentido dolor al recordar voces en los silencios y he visto perder sueños entre las nubes...

Sin embargo, yo creo que no hay que dejarlos morir del todo, aunque la vida se nos vaya en ello. ¿Tendrá cura mi locura de soñadora...?

Un beso y feliz finde!

Patricia dijo...

Tus poemas son hermosos, siempre me gustaron, por eso los leia seguido debo confesar que a veces lo hacia si comentar por razones de tiempo, existen dias que tengo mas trabajo del que espero, y ahora me entretengo con Roland :(
Gracias por la confianza en compartir lo de tu mami, estoy contigo, mi corazon te abraza y te da un beso en la frente. Todo ira bien...Dios es la paz eterna simbolo de felicidad para cada alma que vuela hacia El.
Un beso,

Alma dijo...

Hay veeces que los amigos vuelven para decirte que te siguen amando....

Yo quiero ser una gotita de las que ha prendido esa aguja, para poder ser siempre tu amiga del alma.

Besitos.

AnNie dijo...

!Hay silencios tan necesarios!

A veces en mi interior hay mucho bullicio, que me hace perder el sentido de las cosas importantes.

Muy bonito tu poema.
Saludos

EMBRUJADA dijo...

Y en ese silencio sigues..

Espero que estès bien...



Un besito muy cariñoso de tu amiga Embrujada.

Andrea dijo...

hay tanto tipos de silencios, que hay que tener ojos expertos para distinguirlos. Este silencio tuyo encierra mucha pena, una pena de ausencia muy conocida por mi...

Un beso,
A.

Huayat . dijo...

Querido Bonkei lamento que hayas tenido que sufrir la perdida de un ser tan Amado (Tu Mamita), yo por mi parte también he sufrido y sigo sufriendo la perdida de mis seres Amados, bueno hasta que ellos lamenten la perdida de mi compañía. Así es la vida, tenemos que aprender que todos algún día nos vamos y lo que queda es el recuerdo de lo que hicimos frente a la vida.
Amigo después de la muerte de mi Hermano mayor, estuve siete meses encerrado en casa, a lo que salía era para trabajar y los fines la única salida era ir a la botillería para embriagarme en mi dormitorio.
Ahora tengo mejor percepción frente a la muerte, pues sólo es una puerta a otras instancias de la vida y lo que queda acá es tan sólo materia y los muy buenos recuerdos de nuestros seres Amados.
Salud-os desde mi compañía.